Jardines y patios suelen ser usados como baños, lugares de descanso, y para cría de cachorros por gatos callejeros cuando no tienen adonde ir. Tal vez tengas alergia, miedo de que te ataquen o de que se peleen con alguna de tus mascotas.

Los gatos suelen ser agresivos cuando se los quiere echar, por lo que conviene no acercarnos directamente a espantarlos. Por eso hay algunos trucos que uno puede usar para espantar gatos de tu jardín sin hacerles daño.

Cómo ahuyentar los gatos de tu jardín

Lo primero a tener en cuenta es que si pueden alimentarse en esos lugares, es probable que una vez que los conozcan vuelvan a intentar acceder a ellos. Revisar si hay basura orgánica, pajaritos o cualquier otro alimento de mascota (y sacarlo de su alcance) es una buena forma de evitar que vuelvan.

Gatos trepando una pared en busca de un lugar.

Gatos trepando una pared en busca de un lugar.

Otro detalle a controlar es que no hayan hecho pis. Cuando detectan su olor en un lugar donde han orinado, los gatos regresarán una y otra vez. Para eliminar ese molesto olor, el azufre es una excelente opción.

Se debe esparcir sobre la zona donde orinó el gato y, cuando el animal deje de sentirlo, es probable que no vuelva a hacerlo.

De igual modo, al ser animales muy territoriales, es necesario tomar algunas medidas adicionales para repeler a los gatos definitivamente. Veamos 5 trucos para espantar gatos:

Si tienen cría se volverán agresivos si los echan.

Si tienen cría se volverán agresivos si los echan.

1) Cáscaras de cítricos

Usar cítricos en plantas y macetas. Aprovechá las cáscaras de limones, naranjas o pomelos y dejalas reposar en las plantas. Además de servir de abono, van a repeler a los gatos que busquen acercarse. También se puede exprimir la cáscara y echar ese jugo amargo que desprende en las paredes y los árboles.

2) Plantan que los espantan

Ciertas plantas se usan especialmente para espantar gatos y son además agradables para los humanos. Algunas de ellas son tomillo, citronella, lavanda, eucalipto, geranio y albahaca. Podés colocarlas en la cerca que limite con otra casa, en ventanas o en pasillos por donde suelen colarse.

Las plantas de lavanda repelen a los gatos.

Las plantas de lavanda repelen a los gatos.

3) Pimienta o café

Otra opción es echar pimienta o café en los huecos y escondites que puedan usar para anidar. Se trata de productos muy efectivos. La pimienta les hace estornudar y estar incómodos, y la intensidad del olor del café tampoco les gusta especialmente.

Granos de pimienta o de café en los huecos los ahuyentan.

Granos de pimienta o de café en los huecos los ahuyentan.

4) El vinagre blanco.

Uno de los repelentes más potentes para ahuyentar gatos es el vinagre blanco. Mezclado con agua, conviene aplicarlo también en lugares estratégicos con un difusor. Rociá con ellas la cerca y los muebles de altura que puedan servirles de trampolín para ingresar a la zona prohibida.

5) Repelentes especiales

Además, existen repelentes para gatos que se pueden comprar en tiendas especializadas. Son efectivos y no les hacen ningún daño. Aplicados en spray sobre ciertas zonas de tu casa, te aseguran que los gatos no entran al jardín. Eso sí: asegurate que la tienda sea seria y que el producto sea específicamente para gatos. Puesto que la idea no es maltratarlos o intoxicarlos, sino simplemente que busquen otro lugar.



Source link

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí