El nuevo coronavirus​ SARS-CoV-2, que desató la actual pandemia de Covid-19, coincide en Argentina y países de la región con el peor brote de dengue desde 2016. En el país, el número acumulado de notificaciones para la temporada 2019/2020 es entre 6 y 8 veces mayor al notificado en las dos temporadas anteriores (2018/2019 y 2017/2018).

Meses antes de que el coronavirus supusiera para el país la amenaza que representa hoy, los casos de dengue empezaban a acumularse, por eso especialistas y autoridades sanitarias llamaban a no desatender ese foco, que también se estaba prendiendo.

En lo que va de la temporada se notificaron, según el último boletín epidemiológico nacional, más de 52 mil casos de dengue y otros arbovirus, de los cuales casi la mitad fueron confirmados por laboratorio o nexo epidemiológico. La provincia de Misiones registra la mayor incidencia, seguida por Jujuy, La Rioja y en cuarto lugar se ubica la Ciudad de Buenos Aires, con casi 6.500 casos confirmados de la enfermedad transmitida por el mosquito Aedes aegypti.

Desde hace dos meses, con la pandemia declarada en el país, el virus que asola estas tierras en cada temporada coexiste con el nuevo. El sistema de salud está sensibilizado para detectarlos, guiados por las definiciones de caso que ayudan a configurar la sospecha clínica; pero en las primeras horas, cuando todavía no hay resultados de estudios, síntomas como fiebre y decaimiento pueden no dar un panorama claro.

¿Qué se hace para tratar de definir al inicio, antes de tener los resultados de la PCR, si un paciente tiene dengue o Covid? ¿Qué medidas tomar en cada caso? Las preguntas fueron abordadas por Tomás Orduna, jefe del Servicio de Medicina Tropical y Medicina del Viajero del Hospital Muñiz en el marco de un seminario virtual de la Sociedad Argentina de Infectología (SADI).

“Es un problema importante que se da en grandes extensiones del mundo la coexistencia de transmisión de dengue con Covid. Los primeros informes que tuvimos con alguna situación que hizo ruido fueron en Singapur, donde hubo una confusión: se diagnosticaron pacientes como dengue positivos, que después terminaron teniendo Covid. Hoy, en realidad, lo que se acepta también es que los dos primeros casos publicados allí tuvieron las dos infecciones al unísono, porque en regiones con alta tasa de transmisión histórica de dengue como puede ser Singapur, Brasil o nuestras propias regiones de transmisión endémica -que este año han sido muy poderosas con 45.000 casos notificados-, la llegada de otro patógeno puede hacer esto: que haya coexistencia”, explicó Orduna, quien es uno de los integrantes del comité de asesores presidenciales.

“¿Puedo tener la mala suerte de recibir un inóculo por mosquito de dengue y al mismo tiempo tener un contagio de Covid? Sí, claro, puede pasar”, despejó.

Ante un paciente con fiebre, ¿cómo se orienta la sospecha hacia dengue o Covid-19? La clave principal la dan la ausencia o la presencia de síntomas respiratorios, sostuvo.

Mirá también

Muy raramente un cuadro febril con tos sea por dengue –precisó-. Un cuadro de fiebre y dolor de garganta raramente, pero un poco menos, porque hemos tenido pacientes en las diferentes epidemias de dengue donde la odinofagia (dolor de garganta) estaba presente mostrando algún impacto en la mucosa. Pero fiebre, con tos y odinofagia me inclinan fuertemente a pensar en algo respiratorio. Fiebre sin tos, sin odinofagia, en la época en la que las dos están transmitiéndose al mismo tiempo en el ecoespacio, puedo pensar un poco más en dengue.”

Orduna planteó que una de las dificultades que plantea la infección por el nuevo coronavirus es que requiere un diagnóstico (el test de PCR) que no es rápido, es muy caro y tiene cierta complejidad. “Entonces, si la clínica no es sospechosa de Covid por la ausencia de patología respiratoria, comienzo con los patógenos locales, históricos, como sería dengue, con el escudamiento del paciente porque puede que no sea dengue y sea Covid, o que pueda tener las dos infecciones”, advirtió.

Eliminar criaderos del mosquito Aedes aegypti es clave en el control del dengue./archivo

Eliminar criaderos del mosquito Aedes aegypti es clave en el control del dengue./archivo

¿Cómo se maneja a un paciente con fuerte sospecha de dengue en el contexto de la pandemia? “En época en la cual hay Covid y sabemos que hay que hacer una contención de la potencial transmisión de Covid, debería manejar a ese paciente con barbijo, lavado exhaustivo de manos, aunque esté pensando que se trata de dengue porque no tiene signosintomatología respiratoria”, subrayó Orduna.

La fiebre que se prolonga por más de seis días, es muy infrecuente en dengue, añadió. Por otra parte, esa enfermedad suele presentarse con fiebre muy alta, mientras que la definición de caso sospechoso de Covid es a partir de 37,5. “El punto fundamental es que en la consulta en las primeras 48 horas de fiebre y decaimiento, pueden estar las dos situaciones confundiendo”, señaló.

Mirá también

El análisis de laboratorio puede dar pistas, pero el problema es que no hay un signos o síntomas muy específicos (patognomónicos) que puedan dirigir el diagnóstico en forma temprana. “Ha habido pacientes con Covid y rash (erupción cutánea), algo que uno lo pensaría fuertemente para dengue. El compromiso hepático que se ve habitualmente en dengue, sin hepatitis grave, se puede ver también en uno de cada tres pacientes con Covid. Por lo tanto, el laboratorio también hay que analizarlo con cuidado. Probablemente una linfopenia extrema sería un poco más orientadora de Covid, porque es muy rara en dengue. Todo esto es una sumatoria con muchos grises, por eso lo más importante es la protección del equipo de salud”, remarcó.

En ese sentido, destacó que hay una alerta en el mundo vinculada a que todavía no se sabe cómo interactúa la infección por el nuevo coronavirus con otras causadas por otros virus, como la malaria, por ejemplo, en la cuenca del Amazonas o países del continente africano.

Mirá también

¿Cuáles son los síntomas de Covid-19?

Fiebre más tos y/o dolor de garganta y/o dificultad respiratoria.

¿Cuáles son los síntomas del dengue?

Fiebre acompañada de dolor detrás de los ojos, de cabeza, muscular y de articulaciones, náuseas y vómitos, cansancio intenso, aparición de manchas en la piel, picazón y/o sangrado de nariz y encías. Ante estos síntomas se debe acudir al médico para recibir el tratamiento adecuado.

Importante: ante síntomas de dengue, no hay que automedicarse. No se debe tomar aspirinas, ibuprofeno ni aplicarse inyecciones intramusculares. Lo más conveniente es consultar al médico de inmediato.

Mirá también

¿Cómo puede prevenirse el dengue?

Como no existen vacunas que prevengan el dengue ni medicamentos que lo curen la medida más importante de prevención es la eliminación de todos los criaderos de mosquitos, es decir, de todos los recipientes que contienen agua tanto en el interior de las casas como en sus alrededores.

Muchos de los recipientes donde el mosquito se cría no son de utilidad (latas, botellas, neumáticos, trozos de plástico y lona, bidones cortados). Estos recipientes deben ser eliminados.

Si los recipientes no pueden eliminarse porque se usan de modo frecuente debe evitarse que acumulen agua, dándolos vuelta (baldes, palanganas, tambores) o vaciándolos frecuentemente (portamacetas, bebederos).



Source link

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí