MADRID, 13 (EUROPA PRESS)

El entrenador del Real Madrid, Zinédine Zidane, ha asegurado que las lesiones que afectan al equipo «no son mala suerte» y que le tienen «preocupado», aunque recupera a varios de sus hombres para el partido de este domingo ante el Valencia en el Alfredo Di Stéfano, y ha reconocido que ser seleccionador francés podría ser «una de las cosas» que se plantee cuando ya no sea técnico blanco.

«No es mala suerte. Estoy preocupado por el tema de las lesiones. No nos gusta no tener a los jugadores; lo que vamos a hacer es intentar recuperarlos. Recuperamos a Lucas Vázquez y a ‘Carva’ y poco a poco esperamos recuperar a los demás, que nos hacen falta. Quiero siempre a mis jugadores conmigo, entrenando», declaró en rueda de prensa.

Sin embargo, reiteró que a pesar de todos los obstáculos lucharán hasta el final por el título de LaLiga Santander. «Faltan 48 puntos, y nosotros vamos a pelear, a jugar bien al fútbol, a intentar ganar los partidos. Podemos controlar lo que hagamos en el campo, y vamos a intentar darlo todo hasta el final de temporada», manifestó.

«Nosotros no podemos cambiar lo que se habla fuera. Sabemos las condiciones, la presión es parte de nuestro trabajo. Nosotros, a lo nuestro. Los jugadores están comprometidos con lo que están haciendo, sabemos que podemos conseguir cosas grandes. Vamos a centrar nuestra energía en estas dos competiciones hasta el final», indicó.

Por otra parte, Zidane valoró las declaraciones del presidente de la Federación Francesa de Fútbol (FFF), Noël Le Graët, que afirmó que cuando se acabe la etapa de Didier Deschamps como seleccionador, él será su primera opción. «Soy entrenador del Real Madrid hoy en día. Quiero aprovechar cada momento y cada día. El futuro no se sabe nunca, de momento, estoy aquí», apuntó.

«De momento, estoy aquí, estoy disfrutando. En un futuro, se verá. Mi mente es el día a día, y es aquí y ahora, en el Real Madrid. Siendo del Madrid, el club me ha dado la oportunidad de entrenar a este gran equipo, es algo que me gusta y me apasiona», dijo. «La relación -con Le Graët- es buena, nos conocemos desde hace muchos años. Puede ser un objetivo un día. Ya lo dije hace diez años, cuando empecé a entrenar: puede ser una de las cosas que haga un día», reconoció.

Sobre los jugadores del filial que están teniendo su oportunidad en el primer equipo ante las numerosas bajas, el preparador francés se mostró optimista con que puedan asentarse. «Claro que sí. Lo bueno que tiene el Real Madrid es que tiene una cantera muy buena. Para ellos, es un reto importante estar algún día con el primer equipo. Tienen mucha calidad para estar», explicó.

Además, el de Marsella desveló que el belga Eden Hazard está cerca de regresar con el equipo. «Está mucho mejor de ánimo. Cuando estás en el campo estás cerca de estar con el equipo. Lo veo muy animado, quiere volver cuanto antes. Ojalá que la semana que viene pueda hacer algo ya con nosotros», expuso.

Por último, no quiso comentar nada de la situación de Gareth Bale en el Tottenham. «Le deseo lo mejor, porque es un jugador del Real Madrid. Lo que pasa ahí no lo sé, no puedo comentar nada. Espero que esté bien», concluyó.

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí