Moon Jae-in y Kim Jong-un (Reuters/Archivo)
Moon Jae-in y Kim Jong-un (Reuters/Archivo) (REUTERS/)

El líder norcoreano Kim Jong-un rechazó una invitación del presidente surcoreano Moon Jae-in para asistir la próxima semana a una cumbre regional, según indicó la prensa estatal de Pyongyang, lo que ilustra la actual mala relación entre los dos países vecinos.

Corea del Sur albergará una cumbre de líderes del sudeste asiático en el puerto de Busan, a partir del próximo lunes. Moon había expresado previamente el deseo de que Kim asistiera a la reunión. El líder norcoreano recibió una carta personal del presidente surcoreano el pasado 5 de noviembre, según la agencia oficial de Corea del Norte KCNA, pero rechazó la propuesta de asistir a dicha cumbre.

La propaganda comunista acusa a Corea del Sur de no cumplir acuerdos suscritos entre los dos países. La agencia de noticias norcoreana indica que Seúl pidió a Pyongyang que un enviado especial asista a la cumbre si Kim no puede hacerlo.

Moon y Kim han celebrado tres reuniones en el último año, pero las relaciones entre las dos Coreas se han enfriado tras el fracaso de la cumbre entre el presidente estadounidense Donald Trump y el líder norcoreano en febrero pasado.

Si el diálogo no prospera, analistas indican que Pyongyang podría retomar sus ejercicios nucleares
Si el diálogo no prospera, analistas indican que Pyongyang podría retomar sus ejercicios nucleares ((Reuters)/)

EEUU pidió a Pyongyang que retome el diálogo a un nivel más alto

El enviado estadounidense para Corea del Norte pidió el miércoles al régimen de Pyongyang que retome las negociaciones sobre su desnuclearización a un nivel más alto que el actual, advirtiendo que “deben aprovechar esta oportunidad”.

“No hay ninguna prueba tangible o verificable de que Corea del Norte haya tomado la decisión de desnuclearizarse”, indicó Stephen Biegun, recién nominado número dos de la diplomacia estadounidense.

“Pero seguimos pensando que Pyongyang puede tomar la decisión”, añadió el diplomático ante una comisión del Congreso que debe aprobar su nominación.

Biegun, que no dejará la carpeta norcoreana en caso de ser nombrado secretario de Estado adjunto, consideró que las negociaciones podrían avanzar si se involucrara directamente la viceministra de Exteriores de Corea del Norte, Choe Son Hui.

Choe Son-hui
Choe Son-hui

“Solo ella tiene la confianza del líder” norcoreano, añadió. “Hasta ahora, ella no ha participado de forma seria en las negociaciones”.

(Con información de AFP)

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí