A casi un año y medio sin competencias oficiales, dirigentes del fútbol local comienzan a mostrar preocupación en torno al futuro de las divisiones inferiores.

Varios de ellos creen que la falta de actividad deportiva terminará impactando en los propios jóvenes y por ende en cada una de las instituciones.

Más allá que algunas instituciones hayan podido tener algún tipo de entrenamientos, en la mayoría de los planteles han existido bajas de niños y adolescentes, pero lo más preocupante, es que la falta de competencia no le ha permitido a la mayoría de los jugadores el poder adquirir movimientos y conocimientos técnicos sobre el juego.

A comienzos de este año cuando se creía que iba a existir algún tipo de torneo, ya algunos clubes habían mostrado preocupación por la falta de jugadores. Instituciones como Atlético Marcos Paz y Holanda difícilmente hubiesen podido participar ante la falta de jugadores.

Y así como estos dos clubes, también algunos otros habían anticipado el no tener algunas de las divisiones.

Esta situación no es desconocida en las autoridades de la Liga Mercedina, quienes desde hace ya algunos días han comenzado a tomar contactos con los dirigentes de distintos clubes a los fines de conocer situaciones.

Según trascendió, para la segunda parte del año la dirigencia de la Liga tiene previsto reunir a diferentes representantes de instituciones a los fines de poder comenzar a diagramar de alguna manera el futuro, incluso con el pensamiento que la competencia regresará recién en 2022.

Habrá adolescentes que para ese tiempo saltarán dos categorías al momento de volver, y se cree que en algunas edades podrá existir una falta de madurez en lo que respecta a conocimientos del juego y los movimientos tácticos del mismo.

Habrá jugadores que se encontrarán por primera vez dentro de una cancha de once, a la vez que otros terminarán sin tener los dos últimos años de 5a división, y teniendo que debutar ya en Reserva, junto a mayores. “Para aquellos que no tuvieron actividad en estos casi dos últimos años, será muy difícil” señaló una de las autoridades de la Liga.

Lo mismo se dará en cancha de 9 donde niños casi sin formación deberán saltar a una cancha sin demasiados conocimientos. Para colmo, la imposibilidad de entrenar por parte de algunos clubes les ha impedido formar a los más pequeños en las denominadas Escuelitas.

 

Camino

Por lo pronto, en la dirigencia del fútbol local no quieren esperar al año próximo para tomar determinaciones y es así que comenzarán a dar algunos pasos, fundamentalmente para que las instituciones tengan un horizonte claro y así diagramar sus estrategias de trabajo para lo que queda de este 2021.



Source link

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí