“¡Cómo los amo, queridos cordobeses, cómo los amo!», inició su discurso el presidente Mauricio Macri frente a una multitud que llenó la Plaza Vélez Sarsfield, frente a la Casa Radical, y coreó su nombre mientras el mandatario, junto a su mujer Juliana Awada, saludaban desde el escenario en el que también permanecieron Miguel Ángel Pichetto y Mario Negri.

“Esto depende de nosotros y de nadie más. Esta marcha maravillosa no termina hoy acá: tenemos una parada más que es el 27 de octubre y el 24 de noviembre donde tenemos que consolidar esta esperanza con el voto que cambie la Argentina para siempre«, expresó el Presidente.

“Además de venir a gritar ‘Sí, se puede’, estamos acá para decir que no nos vamos a quedar callados, en silencio, viendo cómo nos roban el futuro. Ya demasiadas veces nos aguantamos el dedito, el atril y la prepotencia. Basta de esa forma de gobernar, no queremos más esa forma de gobernar. Somos una mayoría que pensamos así, que queremos convivir de una manera. Pero tenemos que asumir que somos una enorme mayoría que durante muchos años estuvimos en silencio, con miedo. Y eso fue un error porque dejamos un espacio vacío y lo ocuparon aquellos que se creen dueños del Estado y de lo público. Y quisieron ir por todo. Por nuestra libertad, que es innegociable, quisieron ir por nuestra libertad”, manifestó Macri.

(Joaquin Pedroso/Infobae)

Y agregó: “Nos dimos cuenta de que la verdadera fuerza la tenemos nosotros. Los que salimos a trabajar desde temprano todos los días para sacar este país adelante. Nosotros tenemos esa fuerza. La ejercemos en paz, no queremos la violencia. Justamente queremos convivir de esta manera, sana, en la que estamos hoy reuniéndonos. Libre, independiente que nos llegó hasta acá. ¿Dónde están los colectivos? ¿Cómo vinieron hasta acá? Nadie les dio nada, nadie les pidió nada. Claro que no”.

“Para Mauricio, la reelección”, gritaron los miles de cordobeses que llenaron la emblemática plaza. “Esta noche no se me va a olvidar nunca en la vida. Llegar hasta acá nos costó más de lo que pensábamos. Como ustedes saben lleva tiempo resolver los problemas. No nos equivocamos cuando dijimos que el cambio era posible. Y tampoco nos equivocamos que juntos somos capaces de encarar cualquier desafío. Demostramos que se puede gobernar sin generar odios o miedos, que se puede dialogar sentados alrededor de una mesa, buscando creativamente generar trabajo. Y también demostramos que se puede tener una política social sin clientelismo. Tratando de igual a igual a los adversarios y a los amigos. Se pueden construir obras en todo el país sin corrupción”, indicó el candidato presidencial de Juntos por el Cambio, quien buscará revertir el resultado adverso de las PASO y forzar el balotaje.

“Todo eso que hemos hecho son esas bases que necesitábamos, esos cimientos sólidos sobre los cuales hoy tenemos la tranquilidad de un futuro distinto que hace cuatro años Sobre esas bases van a venir una etapa de crecimiento, de generación de empleo, mejora del salario y alivio para todos los argentinos. No caigamos en escuchar a aquellos que destruyeron la Argentina, con el dedito levantado, decir que son los que saben. ¿Qué saben qué, por favor? Tantos años gobernaron y nos dejaron el país destruido”, continuó.

Les quiero pedir desde el fondo del corazón que las dificultades nos hagan dudar de las cosas que hemos logrado. Y mucho más que nos hagan abandonar los sueños que tenemos y son posibles. Son momentos de reunirnos con convicción e ir para adelante sin tropezar con la misma piedra. Voy a estar siempre para cuidarlos y que se puede. Y que no nos digan que tenemos que resignarnos porque sí se puede”, expresó Macri.

“Estamos cambiando la historia y cuando sus hijos y nietos les pregunten dónde estaban en octubre le van a poder responder que estábamos haciendo patria. Claro que patria. Vamos, Córdoba. Quedan pocas horas para la elección. El domingo nos jugamos el presente y el futuro”, completó el mandatario.

(Infobae)

“Quiero decir que respetamos al gobierno de la provincia de Córdoba y a sus autoridades. No venimos aquí a presionar o a interpelar al gobernador sobre cuál ha sido su definición política en esta elección. Respetamos a Córdoba y a sus gobernantes. Y estamos seguros que si Mauricio Macri sigue siendo el presidente de la Nación va a seguir respetando a Córdoba”, expresó Miguel Ángel Pichetto, candidato a vice, quien fue saludado por la gente en el día de su cumpleaños número 69 y a quien el propio Macri pidió que le cantaran el feliz cumpleaños.

“No queremos reformar la Constitución. No queremos la patria de (Juan) Grabois. No queremos la reforma agraria porque la Argentina tiene una potencia agroexportadora que hay que defender. No queremos que se ocupen los inmuebles urbanos desocupados. No queremos la violencia como ha ocurrido hoy a la tarde en San Miguel de Tucumán en un acto del peronismo. Eso es lo que viene en la Argentina: la diferencia de sectores que se pelean impunemente de cara a la sociedad. No queremos de ninguna manera volver a humillar a Córdoba como lo ha hecho la candidata a vicepresidente de la Nación, Cristina Kirchner, quien abandonó a Córdoba en momentos difíciles”, expresó Pichetto, quien concluyó su discurso asegurando que “se puede dar vuelta esta elección”.

Noticia en desarrollo

SEGUÍ LEYENDO:

Mauricio Macri dio las “seis claves para cuidar el voto”

Rodríguez Larreta cerró la campaña en la ciudad de Buenos Aires: “Vamos a hacer la mejor elección de la historia”

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí