La mejor forma de comer fruta es entera y que sea de temporada. Es que al exprimirla se pierde fibra y eso hace que la fructosa (el azúcar que contiene en forma natural) se absorba más rápidamente. Más allá de la recomendación, en estos días en los que el calor todavía agobia, muchos recurren a bebidas elaboradas con frutas que pueden adoptar diferentes formas.

«Es increíble todas las opciones que hay para beber partiendo de una fruta pero según cómo prepares tu bebida obtendrás un smoothie, un licuado o simplemente un jugo de fruta», dice la licenciada en nutrición Analía Moreiro, quien destaca el aspecto positivo de estas preparaciones: «Para refrescarse un poco y saborear algo dulce, siempre es bueno recurrir a alguna de estas bebidas evitando el exceso de helados o gaseosas que se suelen tomar con frecuencia durante el verano».

Moreiro establece las principales diferencias entre las tres bebidas y comparte recetas para hacer en casa.

Al exprimir las frutas, se pierden nutrientes.

Al exprimir las frutas, se pierden nutrientes.

Jugo de frutas

El jugo de la fruta es lo que se obtiene de exprimir o hacer presión sobre una fruta fresca. Si bien el jugo se hace partiendo de una fruta fresca, algunos de sus componentes nutricionales se pierden ya que se desecha la pulpa y la cáscara por lo cual se descarta toda la fibra. Si queremos que el jugo sea una bebida saludable no se le debe agregar azúcar. Si se exprime en el punto ideal de maduración tendrá el sabor dulce suficiente.

Jugo multifruta

Ingredientes​

✔️1 naranja

✔️5 frutillas

✔️2 rodajas de ananá

Preparación

Licuar todas las frutas y pasar por un colador para retirar la pulpa. Se puede añadir agua helada.

En el licuado, se procesa toda la fruta.

En el licuado, se procesa toda la fruta.

Licuados

Si hablamos de licuado de frutas nos referimos a una preparación donde se procesa toda la fruta, es decir obtenemos su jugo junto con la pulpa triturada a punto líquido. Generalmente para que quede líquido y se pueda beber se suele agregar agua o leche. «Los licuados frutales nos benefician con todas las vitaminas, minerales y fibra de la fruta que hayamos elegido dado que sólo se descartan la cáscara y las semillas o carozo», dice Moreiro.

Son una opción muy refrescante que puede formar parte de un desayuno o merienda en los días de verano. Los licuados con frutas combinadas son ideales para aprovechar los diferentes nutrientes de las frutas que utilicemos, añade la especialista.

Licuado tropical

Ingredientes​

✔️1 papaya

✔️1 mango

✔️1 durazno

✔️Leche de coco

✔️Semillas de chía

Preparación

Licuar las frutas previamente peladas y sin semillas junto con la leche de coco. Una vez listo, agregar hielo y una cucharadita de semillas de chía por arriba.

Los smoothies se preparan con fruta freezada.

Los smoothies se preparan con fruta freezada.

¿Qué es un smoothie?

Cuando hablamos de smoothie nos referimos a batidos en base a frutas congeladas que le dan una textura particularmente cremosa. En este caso la fruta congelada se suele combinar con leche de almendras o soja y hasta con helado, o sea que a diferencia de un licuado o jugo en el smoothie aparecen otros ingredientes. Si optamos por la opción de licuar la fruta congelada con alguna leche vegetal obtenemos una bebida nutricionalmente óptima.

Smoothie rojo

Ingredientes​

✔️1 puñado de frutillas congeladas

✔️1 puñado de arándanos congelados

✔️Jugo de manzana verde bien frío

✔️Leche de almendras o soja

✔️Coco rallado (opcional)

Preparación

Licuar todos los ingredientes hasta obtener una textura cremosa. Servir en un vaso y espolvorear con el coco rallado.

Los jugos, licuados o smoothies deben consumirse sin agregado de azúcar ni endulzantes para evitar agregar calorías vacías. Se debe aprovechar el sabor dulce propio de la fruta y son ideales para todos aquellos que suelen consumir poca fruta.

Mirá también

Mirá también

Mirá también

Mirá también



Source link

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí